Reflexión del Autor, Manuel Septien.

La frase “esos extranjeros que”, propuesta por el equipo 12Nubes para tratar el tema de la llegada del alumnado inmigrante puede tener muchos finales diferentes y completamente contrapuestos, desde el de “…que enriquecen la sociedad y vienen a hacer lo que no quieren hacer las personas de aquí”, hasta el tópico de “…que viene a quitarnos el trabajo”. Y entre medio una variedad enorme de valoraciones, distintas en cada hablante, pero que, en la mayor parte de los casos, llevan implícito un cierto temor ante la llegada de lo nuevo.

Llevamos ya unos años desde que se inició el fenómeno de la aparición del alumnado inmigrante en nuestras aulas y se empezaran a definir las pautas que nos ayudarían a realizar su integración dentro de los centros escolares. Pero ha pasado el tiempo y el tema de la inmigración (llámese interculturalidad o multiculturalidad, o de otro modo) sigue suscitando debates, congresos y literatura sin que parezca que vaya a encontrarse una respuesta única y satisfactoria para todos los sectores implicados.

Mientras tanto, el profesorado implicado tiene que seguir con sus empeños diarios y conseguir los objetivos pedagógicos con “los de aquí” y con los “llegados de fuera”, a veces con los mismos recursos, pero siempre con la certeza de que estos van a ser más diversos y complejos.

En conjunto, todos los alumnos y alumnas tienen en común, además de la edad, el hecho de que deben de seguir, independientemente de los centros o de sus orígenes sociales o geográficos, el mismo currículo escolar. La escuela tiene que facilitar que se cumplan los objetivos pedagógicos marcados por las Leyes educativas y, siendo éstos iguales para todos/as, debe suplir las diferencias educativas y culturales proporcionando los recursos adecuados.

  1 comentario en “Reflexión del Autor, Manuel Septien.

  1. Aldabe gaztea Aldabe gaztea
    4 marzo, 2015 at 7:52 pm

    Yo soy de Peru estoy en una clase de mucha gente de fuera del pais, Pakistan, Argelia, Marruecos, Nigeria,…. y tiene sus cosas buenas porque puedes aprender de sus culturas . Algunos se meten con otros porque no saben el idioma y me parece mal que se burlen, deberiamos ayudarle.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *